Estás aquí
RACISTAS RECIBEN CASTIGOS LEVES EL PASO 

RACISTAS RECIBEN CASTIGOS LEVES

Después de que se reveló en 2019 que decenas de patrulleros fronterizos pertenecían a un grupo privado de Facebook con publicaciones racistas y ofensivas, las investigaciones sobre la mala conducta resultaron en una disciplina mínima, según un informe del Comité de Reforma y Supervisión de la Cámara de Representantes publicado el lunes.

Cuando una junta disciplinaria recomendó dos docenas de despidos, en su lugar se emitieron suspensiones y cartas de amonestación y solo dos perdieron sus trabajos. A un agente de la Patrulla Fronteriza que difundió algunas de las imágenes más ofensivas, se le permitió retirarse con discapacidad y beneficios.

El informe, divulgado por demócratas en el Comité, llega en un momento en que el comportamiento de los agentes de la Patrulla Fronteriza está bajo escrutinio nuevamente, esta vez después de que agentes a caballo acorralaron a migrantes negros en la ciudad fronteriza de Del Rio en Texas el mes pasado.

La misma oficina responsable de supervisar las investigaciones de 135 empleados de la Patrulla Fronteriza relacionados con el grupo de Facebook de 2019, llamado «I’m 10-15», una referencia a un código de aplicación de la ley para inmigrantes que viven en el país ilegalmente y que están bajo custodia, también está encargada de realizar la investigación de Del Rio.

Después de la investigación, se descubrió que 60 empleados habían violado el código de conducta de la agencia después de publicar imágenes y memes ofensivos, incluido uno en que se cuestionó si una fotografía de un padre e hijo migrante muerto fue escenificada y manipulada, y fotografías obscenas de legisladores hispanos. Al final, dos empleados fueron despedidos.

El hecho de que Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) «no evite estas declaraciones violentas y ofensivas de sus propios agentes o imponga la disciplina adecuada crea un riesgo grave de que este comportamiento continúe», dijo la representante Carolyn Maloney, demócrata por Nueva York, y presidenta del comité de supervisión. «Como vimos con el maltrato de migrantes por parte de agentes de la Patrulla Fronteriza en Del Rio, Texas, el mes pasado, persisten los problemas de comportamiento sistémico dentro de CBP».

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) mencionó que había una revisión en todo el departamento para identificar y acabar con los «prejuicios intolerables», así como para cambiar las políticas y la capacitación. 

«CBP no tolerará el comportamiento de odio, misógino o racista, o cualquier conducta que sea impropia del honor que tenemos como servidores públicos», dijo el lunes un portavoz de la agencia, Luis Miranda, en un comunicado. 

Written by 

Entradas relacionadas

Leave a Comment